jueves, 14 de noviembre de 2013

VI Curso 2013-2014: Conferencia de Soledad Becerril

Cartel anunciador de la conferencia de Soledad Becerril

La Defensora del Pueblo, en la 
Escuela de Ciudadanos

Soledad Becerril hablará sobre el papel del Defensor el viernes 22 de noviembre en el Castillo de Pilas Bonas (Manzanares)

Primera mujer ministra de la democracia recuperada, alcaldesa de Sevilla, diputada y senadora, es una de las figuras más relevantes de la política española

Nombrada Defensora en 2012, por su despacho han pasado este año más de 21.000 reclamaciones de ciudadanos que abordan los temas más variados

E.C.

La protagonista de la próxima conferencia de la Escuela de Ciudadanos es una de las personalidades más relevantes y de más larga trayectoria de la política española, desde los días de la transición a hoy: Soledad Becerril, actual Defensora del Pueblo.

Ha sido también una mujer pionera, pues fue la primera mujer ministra en la democracia recuperada, fue la primera mujer en ocupar la alcaldía de Sevilla y es la primera mujer nombrada Defensora del Pueblo. Toda una vida dedicada al servicio público.

VI Curso 2013-2014: Soledad Becerril

Una foto histórica: Soledad Becerril, con su compañero de partido y también ministro de UCD, Jaime García Añoveros

Una mujer de vanguardia

Soledad Becerril es una de las mujeres pioneras en el campo de la política en España. Después de la anarquista Federica Montseny, ministra durante la II República, Becerril es la segunda mujer que llega al Consejo de Ministros. Ha recorrido un largo camino como servidora pública, como concejala, alcaldesa, diputada, senadora y finalmente Defensora del Pueblo.

En el año 2009, Román Orozco, periodista y director-fundador de la Escuela de Ciudadanos, la incluyó en su libro 50 Mujeres en vanguardia, dentro del capítulo de Las pioneras. Este es un extracto del libro en el que se dibuja un perfil de la actual Defensora del Pueblo.

“El presidente quiere verla en La Moncloa”

Soledad: “Me quedé un poco asustada, sorprendida. Calvo Sotelo me dio dos horas para pensármelo”

“No me detuve a pensar que hacía historia al ser nombrada ministra. Me preocupaba hacerlo bien”

Por Román Orozco

Con otro estilo, más suave, pero también con fortaleza e inteligencia, una sevillana de adopción se convirtió en la primera ministra de la joven democracia española restaurada. La segunda en toda la historia, después de la anarquista Federica Montseny, nombrada ministra de Sanidad pocos meses después de iniciada la guerra civil en 1936.